HOME BLOG MERCADOS ECONOMIA FILOSOFIA

jueves, 12 de noviembre de 2015

Recesión en beneficios no implica recesión Macro

La excelente y enorme sorpresa que tuvimos el viernes, con unos datos de empleo en EEUU realmente fuertes, fue la señal de venta que estaba esperando para recoger beneficios (parcialmente) en mi estrategia de opciones sobre DAX, y en general para cualquiera que estuviera pendiente de una señal de agotamiento alcista de corto plazo.
¿Por qué vender justo cuando la macro lanza una señal de fortaleza? Pues por la lógica del Análisis Técnico, que analiza el precio y la psicología que hay detrás. Aquí no hubo rumor que comprar, porque fue una sorpresa general. Pero podemos aplicar eso de "vende la noticia". Me explico.

Como dije aquí, la verticalidad del rebote se debía a los cierres de cortos. Mientras hubiera todavía operadores con ganas de abrir o mantener cortos, el mercado seguiría subiendo. Y mi escenario se basaba en esperar que se superaran las resistencias de medio plazo de forma clara, que es cuando los bajistas tirarían definitivamente la toalla, y sería entonces el momento en que se agotara la gasolina alcista de corto plazo, al más puro estilo contrarian. En concreto esto se traducía por ejemplo en niveles de 11.000 puntos del DAX, y si no fuera por la caída de Volkswagen el jueves, lo habría hecho con mucha más claridad.

Pero la clave son los datos de paro, que como vemos en la siguiente tabla, batieron ampliamente las expectativas, y lo hicieron bajo todos los ángulos posibles (incluso el empleo en la industria, donde se esperaba una caída y al final salió nulo). Fue sin duda una gran noticia que pilló por sorpresa al mercado. Y por lo tanto, fue la limpieza general que necesitábamos: el subidón intradía que pegaron los índices arrasaron todas las posiciones de los bajistas que aún estaban aguantando. No importa que la subida fuera del 1% o del 4%, lo importante es que la noticia era de suficiente calado como para despejar todas las fantasías de los bajistas, obligados ya a cerrar sus cortos (es decir, comprar). Ese empujón fue el último del mercado a corto plazo antes de corregir.



6d08a12341ef40226472c363a2943fb13c0e2f0b

Todo esto parece fácil de ver y confirmar a posteriori, porque hemos visto velas negras en los índices ayer lunes, pero lo importante es que la decisión de recoger beneficios (parcialmente) el viernes habría sido igualmente correcta aunque no se hubiera producido un recorte tan inmediato.

Escenario actualizado ¿Y ahora qué?

Pues a la vista de la fortaleza Macro en EEUU y también en Europa, hay que seguir siendo alcista, lo cual no significa que el mercado vaya a subir un 30% en los próximos meses. Eso ya se verá, por ahora lo único que importa es decidir si debemos seguir largos (comprados) o no, y la lectura es clara.

La Macro en EEUU arroja estadísticas de gran fortaleza. Un sólo ejemplo habla por sí sólo: octubre ha sido el mejor mes de ventas de automóviles desde julio de 2005.

5c8da7d6ef9a03fe0704f9505052197cd26c58eb

¿Cómo plantear un mercado bajista en este contexto macro? ¿Cómo imaginar siquiera un mercado bajista cuando los gráficos de índices nos muestran tendencias alcistas, en máximos históricos (Nasdaq) o cerca de ellos? Nuestra preocupación, como explico en mis cursos de Análisis Técnico, debe ser evitar los mercados bajistas, y no intentar acertar con el techo exacto del mercado, ni el punto preciso en que deja de subir.

Macro vs Micro (beneficios empresariales)
Termino con un tema muy interesante: el de la recesión en los beneficios sin que haya recesión en la economía, un punto clave. Como dije en mi post sobre los alarmistas que se centran ahora en la caída de los beneficios de las empresas del SP500, en este año 2015 se va a producir un hecho notable: por primera vez desde 2009, van a caer los beneficios de las empresas del SP500, y además lo van a hacer durante dos trimestres consecutivos. Pues bien, resulta que la definición técnica de la palabra "recesión" (que se aplica al PIB de un país), es justamente cuando dicho PIB cae durante dos trimestres consecutivos. Así que por analogía podemos decir que los beneficios empresariales del SP500 han entrado en recesión, aunque conviene saber que este dato, que es una media, se explica por la enorme caída del 65% en los beneficios del sector energía. Es uno de los peligros de usar medias y no ver cómo se calculan: la labor del analista es importante para rascar un poco más allá de las apariencias.
En los dos gráficos siguientes vemos:
1- la caída de los beneficios del SP500, en porcentaje, y
2- la caída esperada de los beneficios desglosado por sectores.
313314e4fa621e49afa14de2c73358cdfc2dbd5a
3414d5dcaca2e88eb75768a1731d21fc225d6e73
La pregunta que muchos se estarán haciendo es, ¿cómo pueden caer claramente los beneficios globales del SP500 sin que caiga el PIB del país? En este interesante post de Business Insider encontramos la respuesta con un gráfico clave.
516ce3e20d9bbfc4fc3b689dc6fb8bc0400b3fc5
El 86% del empleo en EEUU viene del sector servicios, y dado que este sector sigue fuerte (y tan sólo el manufacturero ha sufrido), es normal que la Macro USA siga fuerte: aquí no hay recesión.
En cambio, sólo el 32% de los beneficios de las empresas del SP500 provienen del sector servicios (el resto es el sector manufacturero, del que forma parte la energía), y eso explica que los beneficios corporativos hayan entrado en "recesión".
Esta dualidad Macro / Micro explica que los beneficios caigan sin que la economía caiga, y recalca de paso algo muy importante: ¡que la bolsa se guía más por la Macro que por la Micro! Al menos a corto - medio plazo, la liquidez global y la marcha de la economía son los factores que guían la bolsa. A largo plazo, yendo caso por caso, los beneficios marcan la diferencia, pero para un inversor de medio plazo (horizonte entre 3 meses y 2 años), la MACRO es clave.
En resumen, la Macro expansiva es lo más importante que debemos tener en cuenta, y ahora ya sí, por fin, tendremos subida de tipos en diciembre. Y por cierto, no se piensen que una subida de tipos, la primera en un ciclo alcista (donde el ritmo será lo más importante), va a fortalecer aún más el dólar, con todos los problemas que eso puede traer para la economía mundial. En el siguiente gráfico vemos lo que ha pasado después de las primeras subidas de tipos en los ciclos alcistas desde 1977. No tiene por qué repetirse la historia (aunque parezca posible), pero desde luego sirve para abrirnos la mente.
9fb46994ed9f9b626dd5ce5bcaee9f9fed3cd41b
Nota: El próximo martes 1 de diciembre empieza mi CURSO DE OPCIONES online. Si te interesa, consulta aquí el temario y el horario, y apúntate ya.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe aquí tu comentario