HOME BLOG MERCADOS ECONOMIA FILOSOFIA

lunes, 18 de enero de 2016

Escenario correctivo en bolsa, materias primas y divisas emergentes

Escuchaba el otro día la noticia de que Arabia Saudí podría sacar a bolsa su petrolera, y que su capitalización bursátil sería seis veces superior a la de Apple, si se le aplican los ratios de Exxon por ejemplo (en base a reservas de petróleo conocidas). Menuda barbaridad.

Lo primero que he pensado es que eso es malo para las bolsas mundiales, porque va a drenar liquidez. Todo el dinero que se invierta en comprar acciones de esa petrolera, es dinero que no se invierte en otros valores. Por otra parte, ¿porqué los jeques árabes se plantean sacar a bolsa el negocio precisamente ahora? Pues primero porque necesitan dinero para cuadrar el presupuesto (consecuencia de la caída del petróleo) y segundo porque quizá ya no sea tan buen negocio.

Es curioso cómo el ser humano acepta una y otra vez que le tomen el pelo. Los buenos negocios no salen a bolsa, o si lo hacen, no es por altruismo o regalo de los propietarios actuales. Cuando el dueño de un negocio lo saca (parcialmente) a bolsa, lo que está haciendo es venderlo. Puede ser que sea porque necesita liquidez como en este caso. Y digo yo, ¿porqué no se lo vende a otra gran fortuna en vez de repartirlo entre cientos de miles de inversores? Igual es que no existe otra gran fortuna que quiera comprar ese negocio, porque no es tan bueno como dicen...o quizá en este caso en concreto, es que no hay fortuna que pueda pagar esa enormidad.

El caso es que la caída del petróleo está removiendo el mundo, y seguirá haciéndolo. ¿Cuándo tocarán suelo las materias primas? Pues una vez más, no lo sé. Tan solo puedo decir que "lo peor ha pasado", y ya sea ahora o dentro de 6 meses, la realidad es que el petróleo y otras materias primas han vuelto prácticamente a los niveles de partida de sus grandes ciclos alcistas de muy largo plazo.

859ef5c2fa18d7755a5a20fd5a745565a7c2e160
Me preguntaba un lector hace poco por el ETF Global X Uranium, del que ya hemos hablado varias veces en este blog. ¿Qué se puede esperar de un gráfico así?


16ab76112dac0dab066a4aeef9d8ce4f75500eaa
La tendencia es bajista en velas semanales, y aunque está en la base del canal bajista (soporte), no existe ninguna señal de compra. En cuanto al gráfico de velas diarias, que vemos a continuación, el soporte en torno a los 13€ tenía altas posibilidades de ser roto, dando paso a un nuevo tramo de "caída libre" que podría llevarlo hasta los 12€. (ese objetivo se obtiene proyectando a la baja, la amplitud del último rango de fluctuación lateral).

901e539f1fe8004975f87975e19f28a9fd8844c3

Sea como sea, comprar aquí y ahora sería una cuestión de adivinación, que nada tiene que ver con cuestiones técnicas. Si estamos absolutamente convencidos de que sus fundamentales son buenos y es un chollo a estos precios, pues adelante. Pero será en contra de la realidad actual que nos muestra el gráfico.

Es un típico ejemplo de las graves limitaciones del análisis fundamental, que niega la realidad. Mucha gente lleva meses (años...) razonando y explicando por qué el uranio ha tocado suelo y se va a recuperar, con maravillosos argumentos de tipo fundamental. Esto me recuerda al caso reciente de RWE, que algunos analistas fundamentales veían muy barata a 18€, después de una debacle marcada. Pues bien, el "arreón final" la ha llevado hacia los 9€, un 50% de caída adicional.
12e2bdd9e1493c29023e1641d97b127d5e900aa2
La realidad es que la tendencia del Uranio sigue siendo bajista. ¿Por qué plantearse comprar AHORA? Si de verdad es bueno, dejemos que sea primero el mercado el que hable, dejemos que se forme una figura de suelo (o un principio de ella por lo menos), de la misma manera que debemos esperar a que se forme y confirme una figura de techo para salir corriendo de la bolsa.

El inversor estándar se empeña en tener razón el primero, en ser más listo que los demás, cuando en realidad esa no es la actitud que permite ganar dinero, porque en ese caso deberíamos ser todos genios. La actitud de seguidor, de observador imparcial de la realidad, es mucho mejor. Bastante difícil es ya analizar correctamente el presente como para ponerse además a predecir el futuro, cosa que de todas formas es por definición, imposible.
Con el petróleo ocurre algo parecido. Lo único que importa es que estamos en una espiral bajista poderosa. ¿Dónde está el suelo? No lo sé. Tampoco me extrañaría que estuviéramos viendo una fase de capitulación final, que dé paso al menos a un rebote y suelo temporal. Las caídas verticales en extremos de tendencia son un clásico de las figuras de capitulación, aunque aquí influyen otros factores además del técnico, que personalmente no controlo, pero sé que existen.

El ORO por cierto, intentó un rebote y figura de giro la semana pasada. A medio plazo, en velas semanales, el gráfico sigue bajista, aunque por lo menos se está desmarcando de la debilidad marcada del petróleo (y materias primas). No tengo más explicación para ello, simplemente lo observo y tomo nota, por si en un futuro me sirve para algo.

891365597b587dd09aadc0a552f999b125ab3476
La caída en las materias primas, y como consecuencia en las divisas emergentes, está siendo el epicentro de la crisis de la renta variable. Nótese también que al igual que las materias primas, las divisas emergentes ya llevan muchos años a la baja, como vemos en el siguiente gráfico, y por eso digo que podríamos estar en una capitulación final de ventas (que arrastre por fin a la renta variable a una corrección, que no mercado bajista).

e8de940a5ccd0128b98069f64490e203c4e0aeb3
La primera consecuencia ha sido la ampliación de los spreads de crédito, es decir, la subida en la rentabilidad exigida a los bonos emitidos por empresas relacionadas con las materias primas, y en los países emergentes, tal y como vemos en la siguiente tabla:

6a8f8bc8a46ff0785119fe3af18cb2f4009a64c9
¿Tiene eso suficiente fuerza como para provocar una reacción en cadena que acabe provocando una recesión en EEUU y Europa? Mi opinión es que no, pero una crisis o susto al estilo de las de 1997 y 1998, forma parte de lo posible.

Un índice con buena ponderación de empresas relacionadas como las materias primas, como es el FTSE 100, amenaza claramente un soporte importante. En análisis técnico existen los dobles y triples suelos, pero no los cuádruples suelos: Tiene toda la pinta de romper ese soporte.

4d5c0865ba52995a771b5fdc66cfd2122f34868a
En EEUU el SP500 marca nuevos mínimos locales, porque ahora sí, están cayendo los grandes pesos pesados como Apple, Amazon o Netflix, máximos exponentes de la "nueva" economía tecnológica. La corrección está en marcha, y los niveles comentados en mi post anterior son los que hay que tener en cuenta: 1800 y 1600 puntos, como vemos en el gráfico de velas semanales.

2f00d1e396055b7c28aa3082ec1710d23936f621
Sin duda hay que tomarse esta corrección muy en serio, pero sin perder de vista el largo plazo, ya que en ese horizonte no tenemos todavía tendencia bajista, y eso es muy relevante, aunque muchos de los que son bajistas (y están contentos porque "aciertan"), tiendan a olvidarlo. Puede haber correcciones serias, pero si queremos batir al mercado a largo plazo, tenemos que estar "casi" siempre dentro, y nuestro objetivo debe ser librarnos de las partes más destructivas de las tendencias bajistas. Por supuesto, la gestión dinámica de una cartera o de un fondo de inversión, no significa que pasemos de 0 a 100 en unos minutos, así que en fases correctivas serias, o cuando la relación riesgo/recompensa no nos convence, podemos (y debemos) realizar ajustes tácticos, es decir, reducir posiciones poco a poco (recalco lo de "poco a poco"), y en mi caso, realizar coberturas con opciones, tal y como he ilustrado en mis posts de inbestia durante estos últimos años.

Dicho esto, insisto en que de momento no se puede plantear, de ninguna manera, una tendencia bajista en el SP500 (por técnico), ni una recesión en EEUU (por macro). Simplificando mucho (lo cual es bueno, no malo), hay que tener en mente los dos niveles de retrocesos de Fibonacci, que implican una corrección de todo el tramo alcista que empezó en 2009. El primero de ellos, retroceso del 23% de ese tramo alcista, se sitúa en los 1800 puntos. El segundo, en los 1.600 puntos. El primero lo doy por hecho: ese es el objetivo mínimo de caída. ¿Hay que vender, y más aún, ponerse corto, ante ese escenario? Pues si tu horizonte de inversión es el corto plazo, entonces sí. Pero si tu horizonte es el largo plazo, en base a este gráfico del SP500 (en velas semanales), entonces al ser una corrección (y no un mercado bajista), es conceptualmente un error. A la larga, te acabarías perdiendo los tramos alcistas de esa tendencia que dices perseguir, y tu estrategia no sería ni consistente ni coherente.

Visto desde otro punto de vista, todos los que están vendiendo (y poniéndose cortos) ahora, ya han vendido y se han puesto cortos en los amagos bajistas que ha lanzado el SP500 durante los últimos dos años, lo cual significa que no tienen esa rentabilidad "extra" que ha dado el mercado, y por tanto tampoco tienen mucho margen de maniobra. En cierto modo, hacen bien poniéndose cortos ahora, porque su sesgo siempre ha sido bajista, y si no son capaces de ganar en un mercado alcista, al menos deben ser capaces de ganar cuando viene una caída. El único problema es que la tendencia de fondo a medio y largo plazo en las bolsas, es alcista (y sobre todo en la americana), por lo que necesitarán mucha pericia para batir al mercado al cabo de los años.

Fíjense por otra parte en el siguiente gráfico, que mide la diferencia entre el número de valores del SP500 que están en máximos de 52 semanas y el número de valores que están en mínimos de 52 semanas.

916e66fdedc1cf6606f3a54ac2df64206de0c6d9
Hasta hace muy pocos días, parecía que no había demasiados nuevos mínimos de 52 semanas... pero eso ya no es así. La caída está ya en niveles similares a agosto: ¿doble suelo? Bueno, no lo creo. Más bien parece que esta es la buena, y por fin llega la corrección en el SP500, pero también hay que recordar que si bien el SP500 "empieza ahora" su corrección, el grueso del mercado ya lleva todo el año 2015 corrigiendo. ¿No estaremos viendo ahora la fase final de esa corrección, es decir, la capitulación de ventas, en paralelo a la capitulación en las materias primas y divisas emergentes? Eso se traduciría en la versión corta de la fase correctiva, en la que el SP500 detiene la caída en torno a los 1.800 puntos. Para ello, hay que ir siguiendo esa fase correctiva y observar. Nada de adivinar ni anticipar.
Los índices de mid y small caps también caen a plomo. Para muestra, el Russell2000 (valores pequeños USA), que ya ha roto tanto el canal alcista desde 2009 como el más reciente. En torno a los 900 puntos tenemos un buen objetivo de corrección: ahí se sitúa el retroceso Fibonacci 38% de la subida desde 2009, y también la base del canal alcista que se obtiene trazando una paralela que pase por el mínimo de 2009 (respetando así la misma pendiente general).


ddf78e650732fcfd046f38497899cb3ee9157bf8
Quizá la capitulación final en las materias primas marque el final de la fase correctiva, pero eso puede ocurrir entre ya y dentro de dos meses. En mis posts de opciones, donde planteo de vez en cuando alguna estrategia, he decidido no tocar las estrategias abiertas, para respetar escrupulosamente mi escenario de largo plazo, en parte para ilustrar el poder de las opciones. Espero que me salga bien el "experimento didáctico", y vemos al DAX dentro de unos meses de nuevo más cerca de los 10.000 que de los 9.000 puntos. En este entorno, sin duda se pueden realizar coberturas para carteras de medio-largo plazo, o para los operadores más nerviosos. Pero como expliqué el otro día en el webinar de iBroker.es (y como explico en mis cursos de Análisis Técnico), las figuras de techo final en los principales ciclos alcistas de largo plazo, tardan al menos seis meses en formarse, así que el momento clave será después de haber roto soportes, y en el pull-back que se produzca (total o parcial).

Nota: podéis descargar desde este enlace dicho webinar sobre los techos de mercado y los momentos óptimos para vender.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe aquí tu comentario